Portada » Alimentación » ¿Para qué sirve la albahaca?

¿Para qué sirve la albahaca?

  • por
¿Para qué sirve la albahaca?

La albahaca, conocida científicamente como Ocimum basilicum, es una planta aromática de la familia Lamiaceae que florece una vez al año. Aunque hay informes de hace milenios en Irán y otras partes de Asia tropical, los biólogos creen que es originaria de la India.

La albahaca es conocida por su inconfundible fragancia, que resulta agradable de inhalar. Produce pequeñas flores blancas que indican cuándo la planta está lista para ser cosechada. Puede alcanzar un metro de altura en estado salvaje y medio metro como planta ornamental. Tiene tendencia a extenderse y producir pequeños brotes a su alrededor.

La albahaca se utiliza para hacer hechizos, conjuros y sacrificios a deidades de diversas religiones, ya que en algunos países se considera una planta venenosa o con poderes sobrenaturales.

¿Para qué sirve la albahaca?

La albahaca es una planta comestible que se utiliza principalmente para aromatizar alimentos, guisos y como planta decorativa. Desde sus primeras aplicaciones por los nativos de la India, se le atribuyen numerosos usos y beneficios.

Se emplea para los siguientes fines:

  • Mezclar en la comida
  • Para crear intrincadas fragancias
  • Reducir la irritación de la piel
  • Disminuir el estrés
  • Suministrar clorofila
  • Tratar dolencias comunes nutriendo el cuerpo
  • Ayudar en el alivio de dolores y molestias
  • Como expectorante
  • Para llevar a cabo ritos

Utilizar en la cocina

La característica principal de la albahaca es alimenticia, ya que es una hierba aromática. Se utiliza como condimento y es especialmente común en la cocina italiana, donde es el condimento por excelencia para una gran variedad de platos.

Se utiliza en salsas de tomate y pestos elaborados con aceite de oliva. También se utiliza en salsas y aderezos para asados y pastas en otras partes del mundo.

La albahaca se utiliza como sustituto del orégano (Origanum vulgare) en las recetas en las que éste no está disponible.

Para crear fragancias

Cuando la albahaca se extrae con disolventes orgánicos, produce una cantidad considerable de aceite esencial. En este aceite están presentes el linalol y el estragol, dos compuestos químicos muy aromáticos utilizados en perfumería.

El estragol se utiliza a menudo para aromatizar alimentos, especialmente los salados, como salsas, condimentos, consomés en polvo y ablandadores de carne, en la industria alimentaria.

Por otra parte, el estragol está considerado como un potente carcinógeno por la comunidad científica. Por ello, no se aconseja consumir una gran cantidad de aceite de albahaca.

Reduce los niveles de estrés

La albahaca contiene compuestos adaptógenos, que se ha demostrado clínicamente que reducen los niveles de estrés en los pacientes que inhalan la planta. Por ello, se la conoce como “planta del placer” en la medicina ayurvédica.

Se cree que masticar hojas de albahaca reduce la ansiedad y la tensión al ayudar a la eliminación de toxinas, mejorando así el estado de ánimo.

Reduce  la irritación de la piel

La albahaca se utiliza para tratar las irritaciones de la piel, incluidas las picaduras de insectos y la tiña, debido a sus taninos y glucósidos. En la medicina tradicional se suele utilizar como cataplasma o emplasto, con el jugo de la planta o una infusión concentrada de la misma (sin la raíz) empapando las compresas.

Para aportar clorofila

La albahaca contiene clorofila, un compuesto químico que se encuentra en las plantas y que ayuda a reducir los olores y la halitosis. Por ello, se utiliza con frecuencia en enjuagues bucales caseros o a base de hierbas. Además, hay pruebas de que la clorofila puede ayudar a reducir el riesgo de algunos tipos de cáncer.

Aporta nutrientes al organismo

La albahaca es una planta rica en nutrientes y con un alto contenido en vitaminas y minerales. Destaca en su naturaleza la vitamina C, que ayuda a fortalecer el sistema inmunológico y a prevenir enfermedades respiratorias.

Contiene 1,6 gramos de fibra por cada 100 gramos de planta, lo que facilita la digestión. Acelera la absorción de nutrientes y agua, así como la entrega de nutrientes y agua a los órganos posteriores del tracto digestivo.

Tratamiento de dolencias populares

Desde la noche de los tiempos, la albahaca ha sido sinónimo de terapias de medicina alternativa. Sus glucósidos ayudan en el tratamiento de diversas enfermedades.

Sus aplicaciones típicas incluyen el tratamiento de dolencias menores como:

  • Fiebre
  • Resfriado común
  • Tos
  • Congestión nasal
  • Dolor de garganta
  • Ligeros problemas hepáticos

Alivio de dolores

La albahaca se utiliza como astringente suave en la medicina herbal por su contenido en taninos en afecciones como:

  • La menstruación es una experiencia dolorosa.
  • Molestias abdominales leves

Expectorante

las saponinas de la albahaca ayudan a diluir la mucosidad y favorecen la expectoración al adelgazar la consistencia del moco.

Para realizar rituales

Se dice que la albahaca tiene el poder de preservar la riqueza de un hogar y de atraer la buena fortuna, según el folclore.

Cultivo de la albahaca

La albahaca es fácil de cultivar porque no necesita condiciones especiales de suelo. Prospera en presencia de otros árboles que le proporcionen humedad y sombra. También soporta las altas temperaturas.

Puede plantarse en cualquier tipo de suelo y mantenerse alejada de la luz solar directa cuando se cultiva en casa. Asegúrese de que recibe mucho aire fresco.

La albahaca necesita mucha agua, por lo que las personas que la cultivan en casa deben regarla a primera hora de la mañana, antes de que el sol alcance su punto máximo, y a última hora de la tarde, cuando el sol se haya puesto. Así se evita que el agua se evapore tan fácilmente como lo haría de otro modo.

La albahaca es una planta vulnerable al frío, por lo que es mejor mantenerla en el interior o protegerla de los elementos.

Deja una respuesta