Saltar al contenido

¿Cuáles son los beneficios de las flores de Bach?

¿Cuáles son los beneficios de las flores de Bach?

Las flores de Bach son un conjunto de 38 preparados de plantas y flores desarrollados por Edward Bach, cirujano y homeópata inglés, como tratamiento para los estados de ánimo y las emociones que, según él, desencadenaban síntomas de enfermedad. Las flores de Bach se dividen en siete categorías, cada una de las cuales aborda una emoción o sentimiento diferente.

34 de los 38 preparados se elaboran con flores silvestres, tres con plantas cultivadas y uno con agua procedente de manantiales remotos. Su forma más popular es en un recipiente con cuentagotas, con una solución compuesta por agua, alcohol y una pequeña cantidad de la esencia de la planta.

Muchos de los remedios florales de Bach no contienen esencias florales, sino que se basan en la llamada memoria del agua, que es el almacenamiento o registro imaginario de las vibraciones electromagnéticas en el agua. Por ello, muchos de los remedios florales de Bach no contienen esencias florales, sino que se basan en el agua de manantial en el caso del agua de roca.

¿Cuáles son los beneficios de las flores de Bach?

Las flores de Bach, según su autor, se utilizan para tratar problemas mentales que son la raíz de todas las enfermedades. En la actualidad, estos preparados se utilizan con dos fines principales: estabilizar el carácter y evitar que las emociones negativas influyan en las personas. Además, curan las enfermedades provocadas por las emociones negativas.

Las flores de Bach se utilizan para diversos fines, entre ellos:

  • Según el cultivo, evitar las emociones negativas.
  • Calmar los nervios y combatir la negatividad.
  • Recuperar la energía al equilibrar las emociones.
  • En otras personas, utilizar
  • En caso de emergencia o ataque de ansiedad, hay algunas cosas que puedes hacer.
  • Según el árbol, hay que evitar las emociones negativas.
  • Las flores y plantas que se utilizan en 37 de los 38 preparados (el último es sólo agua) se emplean todas para tratar una emoción o sentimiento específico:
  • La agrimonia es una forma de tormento mental que puede evitarse (agrimony).
  • El álamo temblón es una forma estupenda de evitar la aprensión o la ansiedad por lo desconocido (álamo temblón)
  • El haya es una gran forma de evitar la intolerancia.
  • La estrategia de Centauro para evitar la vergüenza
  • Cerato aconseja no buscar el consejo de los demás (cerato)
  • La histeria debe evitarse a toda costa (cerezo)
  • El brote de castaño le ayudará a no ser capaz de aprender de sus errores.
  • La achicoria es una buena forma de evitar ser posesivo en el amor (achicoria)
  • Evita soñar despierto con el futuro mientras ignoras el aquí y el ahora: La clemátide es un tipo de planta con flor que crece en (clemátide)
  • El manzano es una buena forma de evitar el odio a la propia presencia.
  • El olmo te ayudará a no estresarte por las responsabilidades (olmo)
  • La genciana es una buena forma de evitar el desánimo (genciana)
  • La aulaga es una gran manera de evitar el derrotismo (aulaga)
  • El brezo aconseja no ser demasiado egocéntrico (brezo)
  • El acebo aconseja no ser envidioso o celoso (acebo)
  • La madreselva es una flor que te ayudará a olvidar el pasado.
  • El carpe le ayudará a evitar la pereza mental (carpe)
  • Evite la impaciencia: Los impacientes son personas impacientes (impatiens)
  • El alerce le ayudará a superar la pérdida de confianza (alerce)
  • La mostaza es una buena manera de dejar de estar deprimido sin razón.
  • El roble es una buena manera de evitar el sobreesfuerzo.
  • El aceite de oliva es una buena manera de evitar la fatiga.
  • El pino le ayudará a no sentirse culpable.
  • Evitar el exceso de consideración hacia las personas cercanas: Castaño rojo
  • Mantener a raya el miedo y el terror: Jara (helianthus)
  • Estrategia de la jara para evitar la autonegación
  • La escleranto es una enfermedad que provoca indecisión (scleranthus)
  • Evitar el asombro: La estrella de Belén
  • Para evitar el sufrimiento emocional ante la desesperanza, hay que comer castañas dulces.
  • La verbena previene contra el exceso de optimismo (verbena)
  • Evita ser dominante: Vid (vid)
  • Mantener a raya las influencias indeseables: La nuez (walnut).
  • No ser demasiado reservado: Agua violeta (water violet)
  • Evitar las disputas mentales o las ideas no deseadas: Castaño blanco
  • Evitar que la vida de uno sea incierta: Avena silvestre
  • Evitar la resignación y la apatía: Rosas silvestres
  • Alejarse de la amargura y la autocompasión Sauce Sauce Sauce Sauce Sauce Sauce Sauce Sauce

Se reducen los antojos y la negatividad

El uso más común de las flores de Bach es reducir la ansiedad y contrarrestar los sentimientos negativos, o los que impiden a la persona desarrollar ciertos aspectos de su vida o sus relaciones con los demás.

Todas las enfermedades, según las teorías de Edward Bach, se originan en la mente; más concretamente, están causadas por los pensamientos y las emociones. Las enfermedades psiquiátricas causadas por pensamientos depresivos, traumas y emociones destructivas, según sus directrices, deben tratarse primero para curar la enfermedad.

Para ello creó 38 preparados florales, dos de los cuales están especializados en el tratamiento de los problemas de ansiedad y miedo entre las siete clases en que se clasifican.

Recuperar la energía y equilibrar las emociones

El objetivo de los remedios florales de Bach es equilibrar los sentimientos, lo que se traduce en un equilibrio mental y, en consecuencia, en la recuperación de la salud. En consecuencia, existen remedios para ayudar a las personas excesivamente sensibles, agresivas, tímidas, temerosas o preocupadas por los demás a encontrar un equilibrio entre sus sentimientos, lo que permite que su cuerpo se cure y recupere la energía vital.

Aplicar a otras personas

Las flores de Bach se utilizan para intentar regular comportamientos, pensamientos o conductas negativas en personas como niños hiperactivos, pacientes violentos y personas negativas o tóxicas. Los responsables del caso suelen hacerlo poniendo unas gotas de flores de Bach en el agua o la comida del paciente.

En caso de emergencia o de un ataque de ansiedad, utilice este remedio

Hay algunas formulaciones hechas con flores de Bach que se utilizan como remedios de emergencia o de rescate (Rescue remedy).

Fueron desarrolladas por Edward Bach para ayudar en situaciones de emergencia como el shock, las reacciones a las malas noticias, la angustia, la histeria, los ataques de pánico, el estrés extremo o cualquier otra condición que provoque graves cambios emocionales.

Se utilizan cinco esencias florales para elaborar estos remedios de emergencia, que pueden tomarse en forma de gotas, caramelos o incluso untarse en la piel.

La historia de las flores de Bach

Entre 1928 y 1935, las flores de Bach surgieron a partir de los descubrimientos de Edward Bach, médico homeópata, sobre cómo una misma enfermedad afectaba a diferentes personas de forma distinta.

Estas diferencias, según él, se debían a defectos de carácter, así como a problemas con los sentimientos y las emociones. Llegó a la conclusión de que las enfermedades y los trastornos estaban causados por desequilibrios en estos factores, y que sin tratar el alma (todos los factores mentales que nos forman), nunca habría una cura definitiva.

La medicina antroposófica, la teoría del sujeto, la homeopatía y sus estudios de Paracelso e Hipócrates influyeron en las teorías de Edward Bach.

Las flores de Bach no son remedios homeopáticos ni fitoterapéuticos; no se basan en la medicina científica ni en los principios activos de cada planta, sino en las emociones negativas que las plantas, según Edward Bach, contrarrestan en virtud, y en las vibraciones que cada preparado induce en función de las características de cada tipo de planta.

Las curas de los preparados florales de Bach se basan en las características de sus vibraciones, no en principios activos o sustancias medicinales. Por ello, se consideran medicina natural y no tratamientos científicos.

Las flores de Bach son seguidas por una serie de enfoques terapéuticos, la mayoría de los cuales se basan en el principio del sujeto, que sostiene que las plantas, los animales y los minerales ofrecen señales de sus virtudes por su presencia o sus nombres. A la nuez, por ejemplo, se le atribuyen propiedades terapéuticas para el cerebro humano por su similitud con éste.

Sin embargo, en el caso de las flores de Bach, se centran en las vibraciones que tiene cada planta y los efectos que, según Edward Bach, provocan, además de la teoría de los temas.

Están clasificadas oficialmente como una pseudociencia porque no hay pruebas suficientes de su eficacia ni un protocolo de investigación creíble que seguir.

Efectos secundarios de las flores de Bach

Las flores de Bach, en general, no tienen efectos secundarios porque son principalmente agua y, en menor medida, alcohol con esencias florales o vegetales.

Estos compuestos no tienen efectos negativos ni positivos, según los estudios científicos que se han realizado sobre las flores de Bach. Se consideran sustancias inofensivas porque no contienen ingredientes activos que puedan curar o hacer daño.

No es aconsejable interrumpir ningún cuidado médico en favor de estos remedios, al igual que no es aconsejable interrumpir ninguna otra cura holística o pseudociencia. Esto es especialmente cierto cuando se trata de enfermedades crónicas, niños pequeños, mujeres embarazadas o trastornos mentales graves.

Al tratarse de un procedimiento médico o psicológico, su interrupción puede tener efectos importantes, según la situación.