Saltar al contenido

¿Para qué sirve la vitacilina?

¿Para qué sirve la vitacilina?

Vitacilina es el nombre comercial de una pomada que contiene neomicina y retinol (vitamina A) y se utiliza para tratar infecciones bacterianas en la superficie de la piel, acné y otros problemas cutáneos. Dado que combina las propiedades antibacterianas de la neomicina con las propiedades queratolíticas del retinol, esta pomada es extremadamente eficaz.

Los ingredientes activos de la vitacilina son el sulfato de neomicina, que equivale a 0,350 gramos de neomicina, y el palmitato de retinol, que equivale a 100.000 unidades extranjeras o UI por cada 100 gramos. A ambos principios activos se les añade un excipiente c.s. de 100 gramos.

La Vitacilina es un ungüento muy utilizado en todo el mundo, y no puede faltar en ningún botiquín doméstico. Su presentación en tubo puede contener entre 16 y 32 gramos, siendo 28 gramos la más común.

La vitacilina se utiliza para los siguientes fines

Combatir infecciones en la piel

  • Escherichia coli
  • Haemophylus influenzae
  • Moraxella lacunata
  • Proteus indol-positivo
  • Proteus indol-negativo
  • Staphylococcus aureus
  • Staphylococcus epidermidis
  • Serratia marcescens

Tratar condiciones en la piel:

  • Acné vulgar leve
  • Foliculitis
  • Forunculosis
  • Eczema
  • Dermatosis
  • Laceraciones
  • Cortaduras accidentales o quirúrgicas
  • Abrasiones o raspones
  • Impétigo
  • Úlceras
  • Quemaduras superficiales

Infecciones de la piel

La neomicina es un antibiótico aminoglucósido que puede utilizarse para prevenir y tratar infecciones bacterianas en la piel. Este compuesto químico ayuda a mantener la cicatrización de las heridas hasta que estén completamente curadas, sin riesgo de invasión bacteriana. Por ello, los expertos aconsejan utilizar este antibacteriano en la piel.

El mecanismo de acción de la vitacilina neomicina consiste en inhibir la síntesis de proteínas al unirse irreversiblemente a la fracción 30s del ribosoma bacteriano. Es eficaz contra las bacterias aerobias gramnegativas y grampositivas, pero no contra los hongos, los virus o casi todas las bacterias anaerobias.

Tiene la capacidad de inhibir bacterias como:

  • Escherichia coli
  • Haemophylus influenzae
  • Moraxella lacunata
  • Proteus indol-positivo
  • Proteus indol-negativo
  • Staphylococcus aureus
  • Staphylococcus epidermidis
  • Serratia marcescens

Trastornos de la piel y su tratamiento

El retinol de la vitacilina tiene un impacto en el epitelio de la piel. Su objetivo es potenciar la proliferación y la diferenciación celular. Esto tiene una serie de ventajas, entre ellas

  • Se reduce la adhesividad de los queratinocitos.
  • Evita la obstrucción de los folículos pilosebáceos.
  • Se adelgaza la epidermis.
  • Mejorar la belleza de la piel y la apariencia de juventud.
  • Tras las lesiones, regular la pigmentación de la piel.

Como resultado, se pueden tratar afecciones como:

  • Acné vulgar leve
  • Foliculitis
  • Forunculosis
  • Eczema
  • Dermatosis
  • Laceraciones
  • Cortaduras accidentales o quirúrgicas
  • Abrasiones o raspones
  • Impétigo
  • Úlceras
  • Quemaduras superficiales

Contraindicaciones de la vitacilina

La vitacilina es una pomada generalmente segura, pero debe evitarse o utilizarse con precaución en las siguientes personas

  • Pacientes alérgicos a la neomicina u otros aminoglucósidos.
  • Pacientes alérgicos a otros ingredientes de la fórmula.
  • Mujeres que estén esperando un hijo. A pesar de que la neomicina tiene una baja tasa de absorción a través de la membrana placentaria, es mejor evitarla.
  • Personas que estén dando el pecho. Aunque se desconoce si la neomicina se excreta en la leche materna, no se aconseja su uso en este periodo.

¿Cuál es la mejor manera de utilizar la vitacilina?

La aplicación de la pomada consiste en poner una cantidad suficiente en la punta de los dedos y extenderla sobre la lesión o la región infectada. Si se ha administrado la vitacilina, se aconseja cubrir la piel tratada con una gasa para ayudar a la absorción de la fórmula. Esta operación puede realizarse de una a tres veces al día.

Efectos secundarios de la vitacilina

Los efectos secundarios más comunes de la vitacilina son las toxicidades en diversas partes del cuerpo y de los órganos.

El principio activo de la vitacilina, la neomicina, es un aminoglucósido con los siguientes efectos secundarios:

  • Ototoxicidad (toxicidad para los oídos).
  • Toxicidad renal (toxicidad para los riñones).
  • Bloqueo de la unión neuromuscular.

Todos estos efectos secundarios se producen tras la administración cutánea de vitacilina, especialmente en personas como:

  • Pacientes sometidos a instilación peritoneal
  • Irrigación de lesiones o heridas quirúrgicas en pacientes
  • Pacientes con úlceras cutáneas que están recibiendo tratamiento
  • Pacientes de heridas de granulación que reciben tratamiento
  • Pacientes que reciben tratamiento por quemaduras

Cuando la vitacilina se mezcla con aminoglucósidos inyectados, es posible una toxicidad acumulativa.

Los siguientes son algunos de los efectos secundarios de la vitacilina:

  • Eritema
  • Erupciones de tipo leve

Cuando se deja de usar la pomada, los síntomas desaparecen. Por ingestión, no se han registrado efectos cancerígenos (provoca cáncer), mutagénicos (provoca mutaciones) y teratogénicos (provoca defectos de nacimiento) (ataca al feto en desarrollo en mujeres embarazadas).