Portada » Salud » ¿Para qué sirve la luteína?

¿Para qué sirve la luteína?

¿Para qué sirve la luteína?

La luteína es un compuesto químico que pertenece a la familia de los antioxidantes carotenoides. Estos compuestos liposolubles son producidos por las plantas y se encuentran principalmente en sus hojas, donde protegen las células vegetales de los efectos nocivos de la luz solar.

La luteína se encuentra en el centro de la retina humana, en una región conocida como “mácula”, y se reconoce como la mancha amarillenta de la retina. La luteína cumple su función de protector ocular filtrando la luz de esta manera. Este carotenoide previene así la degeneración macular, que es la principal causa de ceguera progresiva en las personas mayores.

¿Cuál es el papel de la luteína en la vida cotidiana?

La luteína proporciona una excelente protección a los ojos contra los dañinos rayos UV emitidos por la luz solar, gracias a sus propiedades antioxidantes. Las personas que pasan mucho tiempo al aire libre bajo el sol deben ser conscientes de ello y limitar su exposición a esta energía potencialmente dañina.

Estas personas, en particular, deberían consumir alimentos ricos en luteína. La luteína está presente en el brócoli, la col, los guisantes, las espinacas y la lechuga verde, entre otras verduras. Esta dieta rica en luteína ha demostrado en estudios científicos que retrasa eficazmente la aparición de la degeneración macular.

La luteína es útil para:

  • La degeneración macular puede evitarse
  • Defender sus ojos de las cataratas.
  • Mantener los ojos sanos.
  • Propiedades antioxidantes

Para prevenir la degeneración macular

La luteína ayuda a reducir el riesgo de degeneración macular a medida que las personas envejecen. Este carotenoide es ingerido por el sistema digestivo y trasladado a los ojos por el sistema circulatorio. La luteína se concentra en la mácula de los ojos y comienza a proteger el tejido ocular.

La luteína impide la plena interacción del ojo con los dañinos rayos UV de la luz solar, absorbiéndolos y debilitando los efectos de la onda. Los niveles bajos de luteína en el ojo aumentan el riesgo de degeneración macular en la edad adulta. El consumo de luteína reduce este riesgo en un 40% aproximadamente.

Para prevenir las cataratas de los ojos

Cuando los ojos carecen de luteína, corren el riesgo de desarrollar cataratas, que son la opacidad del cristalino, que es el componente más importante del ojo que mantiene la visión clara. Tomar suplementos de luteína puede ayudar a prevenir las cataratas en un 20% aproximadamente.

Mantener los ojos sanos

La luteína, un carotenoide, se encarga de mantener la salud de los ojos, tanto a nivel visual como orgánico. De este modo, estará protegida de las influencias externas que tienen un impacto a largo plazo en su funcionalidad, como la luz solar. Al mismo tiempo, dará a los tejidos de los órganos visuales vitalidad y longevidad.

Propiedades antioxidantes

Cuando la luteína está presente en el tejido ocular, empieza a eliminar o neutralizar los radicales libres, que son compuestos que debilitan la estructura celular. Dado que se liberan electrones de la estructura superficial de las membranas, el proceso de degradación se denomina oxidación.

La luteína se clasifica como un “antioxidante” porque actúa para contrarrestar la presencia de especies oxidantes.

¿Qué dosis de luteína debo tomar?

La luteína se utiliza en forma de cápsulas como suplemento dietético. Cada cápsula suele contener 20 miligramos de luteína, así como diluyentes como el dióxido de silicio. En una persona sana, debe tomarse una cápsula al día, después de una comida, cuando los carotenoides se absorben más fácilmente.

Contraindicaciones de la luteína

El suplemento de luteína no se recomienda a las mujeres embarazadas o en período de lactancia, ya que puede contener componentes perjudiciales para su salud.

  • Mujeres embarazadas
  • Mujeres en periodo de lactancia
  • Pacientes hipersensibles a los ingredientes de la fórmula.
  • Pacientes con enfermedades de larga duración
  • Los menores de edad

Efectos secundarios de la luteína

No se han observado efectos secundarios graves asociados al uso de este carotenoide. Sin embargo, cuando se toma en exceso como suplemento dietético, la luteína puede causar molestias gastrointestinales. El consumo de luteína debe estar entre 4 y 6 miligramos al día. Es esencial no superar la ingesta máxima permitida.

Deja una respuesta